Deja de aplicarse temporalmente (hasta 31 de agosto de 2013) la regla de concatenación, que permitía tener en cuenta para el cómputo “24/30” los contratos de obra y/o eventuales, incluidas las cesiones de ETT, que un trabajador tuviese con la misma empresa o grupo de empresas para el mismo puesto o diferente puesto de trabajo.

  •  Siendo así, se puede entender que todos los contratos que se realicen durante dicho espacio temporal de 2 años no serán computables una vez pierda vigor esta regla suspensiva, ni tampoco dicha regla sobre concatenación podrá ser aplicable durante este espacio temporal a los contratos temporales vigentes en la actualidad.
  • La suspensión de la regla de concatenación no impide que judicialmente pueda declararse la existencia de una contratación temporal fraudulenta en una empresa, de probarse que el puesto de trabajo ocupado por el trabajador temporal accionante es permanente y no temporal: continua utilización de contratos temporales de obra y/o eventuales para un mismo o diferente trabajador para un mismo puesto de trabajo en una misma empresa.
  • La suspensión no afecta a la capacidad que ostenta la negociación colectiva para poder establecer (facultad, ya no deber) mecanismos que prevengan el fraude en la contratación temporal (art. 15.5 p. 3).
  • Es importante resaltar que no ha sufrido ninguna modificación la limitación temporal del contrato para obra o servicio determinado (3/4 años).
About these ads